2018: un frito variado.

Un frito variado

El frito variado

Toca hacer una evaluación del año y por eso el título de frito variado. Frito debido a la sensación propia. Variado respecto a la diversidad de los acontecimientos de este año. No quiero extenderme mucho, así que seré escueto.

Los fritos no nutritivos

Sólo plantearme el ser autónomo me causa una gran decepción, es imposible en España. Cada día voy mejorando en muchos aspectos. Económicamente no lo suficiente, no puedo plantearme pagar tanto. Si las personas y empresas no tienen dinero, ¿cómo van a invertir en mejorar su calidad de vida o en la calidad de sus productos?

Una señal de esas mejoras es que han contactado conmigo para poner anuncios en mi web. He tenido que decir que no, pues no quiero promocionar casas de apuestas. Trabajo eliminando malos hábitos: ¿cómo pueden pensar en que yo promocione el juego? Otros excesivamente insistentes al respecto son los productos financieros, empeñados en que compremos su humo sin garantías de reposición ni éxito.

Los no tan fritos

Los pequeños trabajos realizados en empresas me dejan un buen sabor de boca. El diseño de platos elaborados para deportistas conservados con métodos naturales ha sido un éxito. Espero pronto poder compartir con vosotros el resultado.

El máster que he hecho este año también ha sido una experiencia muy positiva. Mi trabajo fin de máster sobre cómo afectan los aditivos alimentarios a la microbiota intestinal ha supuesto dos importantes detalles que me enorgullecen. Primero, he sido invitado por CODINAN para hacer la ponencia en su congreso anual de 2019. Segundo, el departamento de Microbiología de la Universidad de Sevilla ha realizado un vídeo en relación a la curiosidad despertada por mi trabajo. Desde aquí muchas gracias a mi tutor José María. Aquí tenéis el vídeo.

Un gran abrazo y feliz año 2019

Como en la vida de casi todas las personas, hay fritos buenos y no tan buenos en este año que pasa. Espero que este año podamos dedicar más tiempo a guisar acontecimientos nutritivos. Y dejarnos de ingerir tanta grasa (necesaria) para poder tragar los acontecimientos negativos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gusta? ¡Interacciona! :)